28 de Julio – Frankenstein, Trainspotting y Cumberbatch

frankenstein1

fuente: www.sophiethedog.com

Por lo general el primer día de la semana se mueve menos que el último; no sé, estadísticamente hay más problemas y deslices operativos los viernes que los lunes, y también hay más volatilidad. Podría uno formular varias hipótesis del porqué y así especular, pero la verdad incontrovertible es esa. Haciendo caso a lo anterior, ayer las tasas se quedaron en promedio prácticamente quietas, sin ninguna noticia importante dentro del grupo de las macroeconómicas que pudiese generar perspectivas, nerviosismos o paroxismos. De hecho hubo relativamente bajo volumen en el sistema del Banco de la República: 986 mil millones de pesos. Unos títulos, los de julio de 2024, subieron del 7.15% al 7.16% y los de septiembre de 2030 bajaron del 8.04% al 8.03%. Mientras tanto el dólar, si bien está por las nubes para aquellos que importan y para aquellos que viajan, bajó de 2.870 a 2.860,15.

frankenstein1 cumberbatch

fuente: www.theglobaldispatch.com

En Estados Unidos los Tesoros fueron comprados ya que el escenario exterior está feo; sí, feo como el monstruo de Frankenstein, quien en algunas versiones tiene dos tornillos, cada uno en la sien, y es de color verde; en otras versiones es muy blanco y con costuras feas en la cara, cual pelota de béisbol. Así de feo está el panorama, por eso la gente se refugia en esos bonos soberanos (los tesoros). Y es que sí, la bolsa de Shanghai bajó 8.48% por la reventada de la burbuja accionaria allá en el país de Liu Wen. Tal bajada en un solo día y un petróleo que siguió bajando, hace que hasta Chucky, o Klaus Kinski, luzca tierno y bonito.

cumberbatch

fuente: benedict–cumberbatch.tumblr.com

Hablando de monstruos y de escenarios monstruosos, por cierto, les cuento que hoy por la noche estaré viendo la obra del National Theatre (sí, theatre porque es británico.. si fuera estadounidense sería theater), llamada Frankenstein. Es actuada por Benedict Cumberbatch, el mismo del Código Enigma. Aquí no descifrará códigos nazi en súper máquinas gigantescas y arcaicas; me aventuraría a decir que descifrará amos y mentes arcaicas mas bien. Habrá tensión, habrá fuerza. Y también habrá crispetas. Es lo maravilloso, sencillamente maravilloso, de ver teatro, al igual que ópera, en cine. Aquí lanzo un postulado: ver teatro así es el octavo arte. Además un dato extra: la obra es dirigida por Danny Boyle, el mismo de Trainspotting. “Choose life, choose job, choose a career..”.

trainspotting

Leave a Reply

Your email address will not be published.

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.