30 de Septiembre – gross bills por Bill Gross……y el toro manso

Buenos días:
Ayer el mercado amaneció nervioso en cuanto a tasas de Tes se refiere, y tal efecto no se dio por las tasas del Banrepública que quedaron inalteradas al 4.5% ni por el anuncio de canje de deuda, sino por la renuncia del señor de Pimco, Mr Bill Gross. Es curioso que bill traduzca “cuenta” y gross traduzca “vasta” o “gruesa”, sin mencionar otros calificativos más soeces. El hecho es que sí, al salir él de Pimco y pasarse a la competencia, debió haber dejado una gross bill en su liquidación, sin mencionar las gross bills que están produciendo al afectar los mercados: Los jul24s se treparon del 6.69 al 6.86, los nov18s del 5.68 al 5.77 y los sept19s del 5.92 al 6.07. Very gross. El dólar por su parte se recuperó un poco, bajando de 2.036 a 2.026,60. 
En acciones vi 84k y la más negociada fue Aval, con 32k. Hubo también un poco más de específicos, con 170k y 169k en futuros de TRMs. Un volumen de 1.5bn, relativamente bajo, y 1.7bn en simultáneas tranquilas entre el 3% y el 4.50% fue lo que se vio. El almuerzo de ayer no fue copioso, puesto que unas adecuaciones tecnológicas internas se estaban gestando, con muy positivos resultados. Un combo de afán fue testigo de la escritura de los últimos cierres del SEN: UVR19s al 2.93, UVR21s al 3.343, jun16s al 5.53, UVR17s al 2.323 y jul24s al 6.874. Mientras tanto, allá en EEUU los tesoros se bajaron del 2.5231 al 2.4771. 
Tengo algo pendiente, y es algo referente al trayecto del viernes pasado. Ese día, caminando hacia el Ministerio de Hacienda, lugar en el que se gestó la reunión para anunciar las características del canje, me fui topando con bastantes lugares que fueron llamando mi atención. Luego de bajarme cerca a San Victorino, lugar en el que hay muchos corredores y mucho canje, me topé con la Calle del Divorcio. Me detuve y pensé que por aquí no podía ser, así que crucé a mano derecha, continué mi caminata y vi una Oficina de Correspondencia, algo más correspondiente. Continué y me topé con un restaurante argentino, el famoso “El Toro manso”. Esbocé una sonrisa, miré la punta de anca y seguí, ya más manso. Causome más sudor al ver otro Ministerio, el del interior. Ajusté mi faltriquera y continué mi camino. Cuando vi un anuncio publicitario que decía “once mil metros por segundo” me puse nervioso y aceleré la velocidad. Después vi algo infantil y seguro: era el Batallón de infantería. Ahí respiré, volví a sonreír, y exactamente al frente de ahí registré mi maleta y entré al comité.
Buena suerte para hoy!!
Jorge Alonso Ruiz Morales
trader moneda legal
Corficolombiana
tel 3279925
twitter @kemistry09

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.